NEBULIZACIÓN

 

La nebulización es un método que permite dividir un medicamento en microgotas y formar una nube
medicamentosa lo suficientemente pequeña para que pueda ser arrastrada por una corriente de aire logrando acceder a las vías respiratorias, y lo suficientemente grande para poder depositarse allí portando la cantidad requerida de un medicamento específico.
Se trata de una práctica habitual para afecciones respiratorias.

¿Para qué sirve?

-Administrar medicamentos con efecto local o general.
-Humidificar el aire .
-Mejorar la movilización y la evacuación de las
secreciones respiratorias.

 


Su uso mas común es
-En inflamación de la vía aérea superior (laringitis, por ejemplo),
-Enfermedades de las vías aéreas inferiores
-Para la administración de medicamentos tales como broncodilatadores o antinflamatorios (en casos de asma o bronquiolitis),
- Cuando se presentan cuadros respiratorios con gran cantidad de secreciones difíciles
de expectorar.
Se indica mayormente en niños.

 

Una de las principales ventajas de la terapia por nebulización es su uso en niños menores o lactantes, en enfermedades respiratorias, donde se busca administrar el medicamento y por otro lado fluidificar las secreciones para su mejor eliminación